El mantenimiento preventivo esta enfocado  a todos los sitemas de climatizacion abarcando  desde un equipo doméstico split, unidades de  conductos, sistemas de caudal variable, calefacción, calderas, producción de ACS hasta plantas de enfriadoras. En definitiva el mantenimiento preventivo alargará la vida util de sus equipos  de climatización y le ahorrará el gasto que supondría la reparación de costosas averías por no haber llevado a cabo un mantenimiento exhaustivo de su instalación.

Rendimiento óptimo con una relación de calidad y confianza en su instalacion avalado por los informes técnicos que elaboramos de sus equipos en los cuales detallamos saltos térmicos, rendimientos, etc… para conseguir que su instalación de climatización tenga un rendimiento duradero en el tiempo cómo en su primer día con total garantía de funcionamiento.

Mantenimiento Correctivo

resize (1)

El mantenimiento correctivo implica realizar las reparaciones de las averías o fallas cuando éstas se presentan, nunca están planificadas, al contrario pasa con Mantenimiento Preventivo.

 

Esta forma de Mantenimiento impide el diagnostico fiable de las causas que provocan la falla ya que se ignora si falló por mal trato, por abandono, por desconocimiento del manejo, por desgaste natural, etc.

El ejemplo de este tipo de Mantenimiento correctivo es la habitual reparación urgente de una avería que obligó a detener el equipo o máquina dañada.

Las medidas a realizar  en el equipo son muy varias e incluyen una alta gama de chequeos y revisaciones. El mantenimiento correctivo responde directamente a realizar las reparaciones producidas por el mal funcionamiento del aparato de climatización dentro de cualquier ámbito, ya sea en una empresa donde la demanda del aire acondicionado es imprescindible o en una vivienda donde las expectativas no son tan rigurosas y se intenta preservar, más que nada, la efectividad y no la larga duración en algunos casos.

Son problemas cotidianos y comúnmente vistos en aparatos de una baja gama, tales como los que corresponden a los de las marcas que no poseen tanto renombre. Existen desde pérdida de gas refrigerante en equipos split hasta roturas por exceso de polvo y/o alteraciones eléctricas o residuos en las baterías evaporadas como en las baterías condensadores.

Las fugas del gas refrigerante de los equipos de aire acondicionado tanto domésticos como industriales no tiene por qué producirse, a no ser que se produzcan por vibraciones de los tubos o por roces de los mismos.